Buenas noticias para uno de los lugares de peregrinación más visitados en los últimos años. El arzobispo Henryk Hoser, delegado pontificio para el Santuario de Medjugorje (Bosnia), ha prohibido que la Santa Eucaristía sea distribuida directamente en las manos de los peregrinos. De ahora en adelante, la única forma de recibir la Comunión en Medjugorje será directamente en la boca.

Según los dio a conocer el periodista italiano David Murgia, un sacerdote encargado de guiar a unos peregrinos italianos en Medjugorje les informó que «Por disposición del delegado pontificio, solo será posible recibir la comunión en la boca, no en la mano». Según cuenta Murgia, la medida se tomó para evitar el robo de hostias consagradas que se venden por hasta 500 euros.

Como bien es sabido, la Comunión en la mano ha facilitado la multiplicación de robos sacrílegos en todo el mundo. Estos robos se hacen aún más sencillos en lugares en los que se distribuye la Comunión en misas multitudinarias, como es el caso de Medjugorje.

Situación actual de Medjugorje

Aunque las supuestas apariciones marianas en Medjugorje todavía no han sido reconocidas por la Iglesia Católica, el Papa Francisco dispuso el 12 de mayo de 2019 que sí es posible organizar peregrinaciones a esta región «siempre que se tenga cuidado de evitar que sean interpretadas como una autenticación de los eventos conocidos que aún requieren un examen por parte de la Iglesia, es decir, no creando de ningún modo confusión ni ambigüedad sobre el aspecto doctrinal».

TE PUEDE INTERESAR:  Sacerdote le da la Comunión en la Mano a Mujer Negra y es acusado de Racista

El director «ad interim» de la oficina de prensa de la Santa Sede, Alessandro Gisotti, declaró que «teniendo en cuenta el considerable flujo de personas que van a Medjugorje y los abundantes frutos de gracia que emanan, tal disposición es parte de la atención pastoral particular que el Santo Padre tiene la intención de brindar a esa realidad, destinada a favorecer y promover los frutos de bien».