Curiosidades

¿Por qué la Iglesia «eliminó» a San Valentín del santoral?

Cada 14 de febrero el mundo celebra la fiesta de San Valentín y la relaciona con una celebración del amor y de la amistad. Lógicamente muchos piensan que en esa fecha la Iglesia celebra a un santo llamado Valentín, sin embargo el actual santoral nos dice que el 14 de febrero es la fiesta de San Cirilo y San Metodio. ¿Será que la Iglesia eliminó a San Valentín de su santoral? Aquí te cuento qué ocurrió.

En efecto San Valentín formaba parte del santoral católico y se solía invocar su intercesión en las Misas celebradas cada 14 de febrero. Estas eran las 3 oraciones que se rezaban en cada Misa en honor a San Valentín:

«Os rogamos, omnipotente Dios, nos concedáis a los que celebramos el natalicio del Santo Mártir Valentín que seamos libres, por su mediación, de todos los males que nos acechan».

«Acepta, Señor, os rogamos, los dones que dignamente os ofrecemos; y por la mediación y méritos de vuestro Mártir San Valentín, concedednos que nos sirvan para nuestra salvación».

«Sea para nosotros, Señor, el misterio celestial reparación del alma y cuerpo; a fin de que, por la mediación de vuestro Mártir San Valentín, sintamos los efectos del misterio que celebramos».

¿Por qué San Valentín ya no aparece en el santoral?

El 14 de febrero de 1969, y haciendo eco de lo que pedía el Concilio Vaticano II, el Papa Pablo VI publicó un Motu Proprio llamado Mysterii Paschalis con el que reformó el calendario romano y el año litúrgico de la Iglesia.

Esta reforma supuso muchos cambios (no pocos piensan que fueron demasiados). En Mysterii Paschalis el Pablo Pablo VI explica que «han sido excluidos del Calendario general algunos nombres de Santos, y se ha concedido la facultad de restituir oportunamente, si conviene, las memorias y el culto de otros Santos en sus propias regiones».

Los criterios para eliminar a ciertos santos del santoral fueron muy diversos. Por ejemplo, para el caso de San Valentín se argumentó que no se tenían datos comprobables de lo que se dice sobre su vida ya que todo lo que sabemos de San Valentín llegó hasta nuestros días por tradición oral y no por algún escrito de la época.

Sin embargo, debido a la gran popularidad de este y otros santos, la Iglesia sigue permitiendo su culto. De hecho, todos los papas posteriores a Pablo VI han mencionado a San Valentín en sus homilías.