Estamos acostumbrados a relacionar la palabra Cuaresma con el número 40. De hecho, solemos asociar la Cuaresma con los 40 días que pasó Jesús en el desierto, los 40 días del diluvio o los 40 años que Israel vivió en el desierto. ¿Pero te has dado cuenta de que este año la Cuaresma no dura 40 días? Si no lo habías notado, no te preocupes. En este artículo te cuento por qué sucede esto.

Oficialmente la Cuaresma comienza el Miércoles de Ceniza y culmina con la Misa de la Cena del Señor en la tarde del Jueves Santo. Así que este año la Cuaresma comienza el 6 de marzo y culmina el 18 de abril. Exacto… no son 40 días… ¡Son 44 días!

via GIPHY

Pero tranquilo. No es algo exclusivo de este 2019. En realidad hace bastantes años viene ocurriendo lo mismo aunque muchos no lo hayan notado. Esta es la razón por la cual la Cuaresma ya no dura 40 días.

Cuaresma dura 44 días

Allá por el siglo IV, el tiempo litúrgico de la Cuaresma comenzaba el domingo posterior al Miércoles de Ceniza y culminaba la tarde del Jueves Santo. De ese modo teníamos 40 días literales de Cuaresma.

Posteriormente la Iglesia adquirió la costumbre de comenzar la Cuaresma el Miércoles de Ceniza y culminarla el Sábado de Gloria. Esto hacía que la Cuaresma durara 46 días. Sin embargo, no se contaban los 6 domingos de Cuaresma ya que en ellos no se solía ayunar. De ese modo, Cuaresma volvía a tener 40 días.

TE PUEDE INTERESAR:  Cantos de Cuaresma 100% litúrgicos

Finalmente, el 14 de febrero de 1969 el Papa Pablo VI volvió a reformar la duración de la Cuaresma. Desde entonces esta dura desde el Miércoles de Ceniza hasta la Misa de la Cena del Señor el Jueves Santo. Es así que el tiempo cuaresmal ya no dura 40 días literales sino simbólicos.